El Ayuntamiento rebaja por segundo año consecutivo la tasa de ocupación de la vía pública por mesas y sillas

    1

    Los hosteleros pagan un 75% menos que en 2010 por la ocupación de la vía pública

    El Ayuntamiento de Paterna dará un nuevo apoyo a los hosteleros del municipio a los que rebajará por segundo año consecutivo la tasa de ocupación de la vía pública mediante la instalación de mesas y sillas. En 2012 los hosteleros de Paterna pagarán un 75% menos de los que lo hacían en 2010. El Equipo de Gobierno pretende llevar dicha modificación al pleno ordinario correspondiente al mes de marzo.

     

    A raíz de la entrada en vigor de la denominada “Ley del Tabaco”, en enero de 2011, el Ayuntamiento de Paterna apoyó a los hosteleros del municipio eximiendo del pago durante varios meses y dejándolo en 16 euros anuales por m2 ocupado en la acera. 
     
    El Ayuntamiento, tras mantener recientemente un encuentro con representantes  de la Asociación de Hosteleros de Paterna, consideró que debía hacer un nuevo esfuerzo para beneficiar a este sector del que dependen muchas familias de Paterna. Por este motivo el Equipo de Gobierno aprobará una rebaja de la tasa que quedará establecida en 5,7 euros anuales por m2 ocupado. “Somos conscientes de las dificultades que atraviesa el sector y hemos estimado oportuno realizar un esfuerzo para mostrar nuestro respaldo”, indicó la concejala de Sostenibilidad, María Villajos.
     
    En paralelo a la medida adoptada respecto a la tasa y para dar más facilidades a los hosteleros el Ayuntamiento permite la instalación de mesas en las calzadas, siempre que se justifique la existencia de plazas de aparcamiento a menos de 200 metros y habilitando las necesarias medidas protectoras para conductores y viandantes, caso de tarimas, mamparas o macetones.
     

    1 Comentario

    1. Eso sí, a cambio,los vecinos a soportar cada vez más ruidos y encima pagando más de contribución, teniendo menos sitios para aparcar y subiéndonos las tarifas de los servicios municipales. MUY JUSTO. Se benefician unos pocos de las molestias para el resto del pueblo

    Deja un comentario