El colegio de Lloma Llarga tendrá plazas este curso para 75 niños de 3 y 4 años

    0

    Las obras se harán en dos fases, primero la de Infantil y el próximo año Primaria

    Las obras del colegio de Lloma Llarga comenzaron ayer y para el próximo curso 2011-2012 tendrá en funcionamiento tres aulas de infantil, dos para 50 niños de tres años y una para 25 alumnos de cuatro años. Así lo informó el alcalde y los técnicos municipales en una reunión que mantuvieron ayer con padres de niños del barrio paternero.

    La obra se divide en dos fases, siendo la primera de ellas la que se ejecutará hasta septiembre y que supone construir un total de seis aulas y patios correspondientes. Tres aulas se destinarán a clases y cada una de ellas tendrá patios particulares, otras dos aulas harán la función provisional de comedor y quedará una más para usos diversos.

    De este modo el centro podrá abrir sus puertas para el curso 2011-2012 pudiendo absorber el aumento de la demanda que se espera para el curso venidero y, según indicaron en la reunión, las obras de la segunda fase no afectarán a las clases. El próximo año se construirá la parte de Primaria para que el centro esté completamente operativo de cara al curso 2012-2013.
     
    Durante la reunión que mantuvieron con el alcalde y otros representantes municipales, los padres de los niños mostraron su preocupación por el cambio de matriculación desde el Jaime I, ya que muchos de los vecinos de Lloma Llarga van allí, y sobre el plazo de finalización de las obras, ya que en sólo cuatro meses tiene que construirse toda una parte del centro escolar. El alcalde mostró su compromiso de que las obras estarán finalizadas y que los alumnos podrán empezar allí el curso próximo. “La empresa deberá poner el personal suficiente e incluso aumentar las horas de la jornada laboral si es preciso para cumplir con el compromiso, y velaremos para que así sea”, aseguró Agustí.
     
    CON ESCUELA MATINERA Y VESPERTINA
     
    Entres las distintas preguntas que fueron contestadas, el alcalde garantizó que el colegio contará con servicio de escuela matinera y vespertina para los padres trabajadores, aclaró que el servicio de comedor será a través de “catering” este primer año y garantizó que se instalará calefacción eléctrica durante el invierno ya que la caldera no estará operativa hasta que se acabe todo el centro. Lorenzo Agustí indicó que “ha habido que solventar muchos problemas técnicos y de financiación para poder iniciar estas obras”, pero aseguró ante la demanda de los vecinos que “una vez conseguido esto empezaremos a pedir la construcción de un centro de secundaria para el barrio”.
     
    Agustí también mostró que la construcción del colegio de Lloma Llarga es una prioridad para el Consistorio, ya que LLoma Llarga es un barrio en expansión que ya cuenta con más de 9.000 vecinos censados.
     
    EN LA CALLE ESPIGOL
     
    El centro que se ha comenzado a construir ocupa una parcela de 7.700 metros cuadrados de la calle Espigol. Las obras las realiza la empresa EVIMAJ, que se ha comprometido a acabar para el inicio del próximo curso la parte de Educación Infantil. La construcción de este centro se ha convertido en una necesidad para el municipio de Paterna, motivo por el cual el Ayuntamiento firmó un convenio con Conselleria de Educación a fin de desarrollar las obras directamente con presupuesto a cargo del Plan Confianza de la Generalitat Valenciana.
     
    El colegio que podrá dar servicio también a la comunidad escolar de Terramelar, contará cuando esté terminado con 6 unidades de Educación Infantil y 12 de Primaria, comedor para 200 comensales, pistas polideportivas, huerta y vivienda para el conserje con un presupuesto que supera ligeramente los 5 millones de euros.

    Deja un comentario